Testing: A/B, Split, multivariante...

Mediante las pruebas de testing podemos confirmar una hipótesis sobre si un diseño distinto de una página puede contribuir a alcanzar mejor los objetivos. Las herramientas que realizan los test nos indicarán cuál es la mejor versión. Una vez más, nos basamos en los datos y no en la intuición.

Tipos de test

Existen diferentes tipos de test dependiendo del objetivo que queremos lograr.
  • Test A/B: este es el test más conocido y usado. Muestra dos versiones de una misma página a los usuarios.
  • Split test o redirección: consiste en crear dos variaciones, cada una con una URL diferente.
  • Test multivariante: con este test podemos ver el impacto de cada una de las modificaciones de varios elementos al mismo tiempo que se realizan en una página.

¿Quieres mejorar los resultados de tu web?